Logo
financiado organizado

EXPERIENCIAS PERSONALES

post-img

Adiós con el corazón

Mucho más que una residencia, un hogar donde todos y cada uno de los que habitan o trabajan en él son importantes

Doy las gracias tanto a los compañeros como a las personas que nos vienen atendiendo día y noche, con todo el cariño y amabilidad, sin desaliento ni reproche alguno. Todos sabemos a quienes me refiero, no cito nombres para no olvidarme de ninguno.

A lo largo de 1.460 días aproximadamente me habéis demostrado todo el cariño y solidaridad de los que sois capaces, tanto compañeros como trabajadores y mandos, sin pedir nada a cambio. Habéis cumplido en demasía el hogar que perdí hace mucho tiempo, llenando el vacío que ensombreció mi vida desde entonces.

Me he sentido en todo tiempo querido y respetado por todos vosotros y vosotras. Todo el tiempo como en mi casa, sin echar nada en falta.

Rafael Requena

Córdoba, Septiembre 2016

Más noticias